Humectar nuestra piel es parte fundamental del autocuidado

La piel es el mayor órgano de nuestro cuerpo, por eso, es importante mantenerla limpia, protegida y saludable.

26/12/2017

Como bien sabemos, la piel es el mayor órgano de nuestro cuerpo, pues cubre su totalidad y actúa como barrera protectora al medio externo y agentes como calor, frío, aire y bacterias del medio. Además, proporciona el sentido del tacto y refleja el estado de nuestra salud, así como las uñas y el cabello.

Para su buen mantenimiento, la piel requiere una serie de cuidados esenciales, como la adecuada protección a los rayos UV, mantenerse limpia, y estar humectada.

De acuerdo con la OMS, el agua es un componente esencial del cuerpo humano para cualquier etapa de la vida, pues ésta regula los procesos celulares y biológicos, de ahí la importancia de la humectación en nuestra piel.

Recomendaciones para nuestra piel

 

La buena higiene es la base de todo cuidado

 

 1. Limpieza: La buena higiene es la base de todo cuidado. Es importante buscar un jabón adecuado para la piel y hacer la limpieza  siempre antes de irse a dormir.

 

Es importante no abusar de él y siempre removerlo con productos especiales, así se evitarán alergias, resequedad y la piel podrá respirar y estar fresca.

 

 2. Maquillaje: Es importante no abusar de él y siempre removerlo con productos especiales, así se evitarán alergias, resequedad y la piel podrá respirar y estar fresca.

 

El uso de protector solar es indispensable.

 

 3. Protección al sol: La luz solar nos proporciona vitamina d, que es importante por ejemplo para la absorción de calcio de nuestros huesos, pero la exposición a este debe ser moderada. El uso de protector solar es indispensable.

 

Este hábito diario proporciona bienestar e hidratación desde el interior de nuestro organismo, se recomienda beber entre 6 y 8 vasos diarios.

 

 4. Beber agua: Este hábito diario proporciona bienestar e hidratación desde el interior de nuestro organismo, se recomienda beber entre 6 y 8 vasos diarios.

 

 

Productos naturales 5. Productos naturales

  • Los aceites esenciales, por ejemplo son los más efectivos para humectar, refrescar y rejuvenecer nuestra piel. Aplicarlos en nuestra rutina diaria de limpieza, hará bien a nuestra piel. Algunos de estos son: el aceite de jojoba, el aceite de almendras y el aceite de coco.
  • El aloe vera: para aplicar sobre la piel como mascarilla, es un producto natural que limpia, refresca, regenera y humecta.
  • Las mascarillas elaboradas a base de productos naturales son una buena forma de emplear ingredientes que tenemos usualmente a la mano en casa. Por ejemplo: la zanahoria, el pepino, el yogurt y la miel.

 

La humectación adecuada en nuestra piel nutre, fortifica, reafirma y se obtiene siguiendo una rutina de cuidado constante y una alimentación adecuada.

Un grupo de profesionales en diferentes áreas de la salud está a tu disposición para resolver tus inquietudes.

Comentar este artículo

Recomendaciones para estar en óptimas condiciones

Estar bien para cuidar mejor

Cuidar de otras personas requiere esfuerzo físico y mental y para realizarlo de la mejor manera, debemos comenzar por cuidarnos a nosotros mismos.

Estilo de vida saludable

Cuidar de la propia salud

El cuidado de otra persona implica una serie de exigencias que pueden perjudicar notablemente al cuidador, tanto en el aspecto físico como en el psicológico.

Recibe información de tu interés

Recibe nuestro e-mail NotiTENA, entérate sobre temas de actualidad en bienestar y despeja todas tus dudas.

{{Mensaje}}