Menú

Autocuidado, salud y bienestar

Después de los 50 la vida social y física sigue

Cada que cambiamos de década en nuestra edad, se nos presentan nuevos retos, pero también nuevas oportunidades.

Los 50 son una década llena de cambios para los hombres, pero no hay que interpretarlos como negativos: ¡justo lo contrario! Son transformaciones que van en pro de la calidad de vida, del descubrimiento personal y de una nueva manera de entender el mundo que nos rodea.

Cambios físicos y hormonales en los hombres después de los 50

Los hombres, al igual que las mujeres, producen una gran cantidad de hormonas, que responden a diferentes procesos en el cuerpo y que hacen que sea posible digerir la comida, pensar con claridad y regular las emociones.

Particularmente, los hombres producen un tipo de hormonas llamadas andrógenos, que son las responsables de los caracteres sexuales secundarios, es decir, el vello facial y axilar, la nuez del cuello, un esqueleto más pesado en comparación a las mujeres, el olor corporal, un índice cintura/cadera menor que el de la mujer y el cambio del tono de la voz. 

Una de las hormonas de este grupo es la tan conocida testosterona que, a pesar de no ser exclusiva de los hombres, sí se produce en mucha mayor cantidad en ellos que en las mujeres.

Para los hombres adultos, existen cuatro tipos diferentes de testosterona: la unida a la globulina, la unida a la albúmina, la testosterona libre y la biodisponible, que es la suma de la libre y la unida a la albúmina.

A partir de los 50 años, los hombres pueden empezar a padecer del envejecimiento testicular, que hace que disminuyan los niveles de la testosterona biodisponible. Esto se relaciona de manera directa con los cambios físicos y psicológicos que ocurren a partir de esa edad.

Sin embargo, no solamente el envejecimiento testicular es el culpable de esa disminución, sino que los hábitos de vida poco saludables, como el incremento acelerado del índice de masa muscular (IMC), el estrés y el tabaquismo, también aceleran la llegada de la andropausia.

¿Cómo mantener una vida social activa después de los 50?

La vida después de los 50 puede seguir siendo igual de gratificante, o incluso mucho más, si vives esta nueva etapa con una actitud positiva y receptiva. Aquí queremos presentarte una serie de consejos que te ayudarán a mantener una vida social y personal activa y sana después de los 50:

  • Mueve tu red de apoyo:

La familia y los amigos son las personas que te van a acompañar en todas las cosas importantes que tengas, así sean buenas o incómodas. Por eso, te recomendamos tenerlos cerca y fomentar los espacios de encuentro entre ustedes, para que todos sepan de las vidas de los demás y puedan apoyarse y motivarse. 

No te olvides de la importancia de mantener las medidas de bioseguridad en tus encuentros y procurar, en lo posible, que estos sean virtuales para que todos se mantengan protegidos y seguros.

  • ¡Mantén relaciones sexuales seguras!

Cuidar tu zona íntima siempre debe ser una prioridad en tu vida. Tengas o no pareja sexual estable, es muy importante que siempre te mantengas protegido para que este sea un ámbito satisfactorio para ti. 

Nunca es tarde para que cultives tus relaciones e intentes experimentar cosas nuevas, que te podrían hacer muy feliz y traerte mucho placer.

  • ¡Mueve tu cuerpo!

El ejercicio siempre es importante, porque no solamente mantiene nuestro cuerpo sano y activo, sino porque nos ayuda a sobrellevar los problemas y mejora la salud mental. 

Más adelante te vamos a dar un par de consejos para que encuentres los ejercicios que tu cuerpo necesita y que a ti te hacen sentir mejor.

  • ¡Alimenta tu curiosidad!

Nunca es demasiado tarde para aprender algo nuevo o para retomar las actividades y pasiones que siempre hemos tenido. 

Es normal que a veces sientas temor de empezar, por ejemplo, un curso de carpintería que dura 4 años, porque piensas que es mucho tiempo,  sin embargo, si lo piensas, son 4 años que igual van a pasar, hagas el curso o no. Por eso, te recomendamos dejar de escuchar al miedo y hacerle caso a tus deseos.

  • ¡Visita al doctor con regularidad!

Recuerda que si no sacas tiempo para cuidar tu cuerpo cuando estás sano, te va a tocar sacarlo obligatoriamente cuando él te lo pida. Por eso, es importante que mantengas un estilo de vida saludable y que, ir al doctor, se vuelva un hábito recurrente.

  • ¡Disfruta de tener 50!

No porque sean los nuevos 40, no porque esté de moda, no porque es lo que todas las personas te dicen que deberías hacer… disfruta de tener 50 porque sabes que es una década llena de retos emocionantes y de logros importantes en tu vida.

¿Qué actividad física es recomendable después de los 50?

Aquí queremos presentarte los seis tipos de ejercicios que puedes realizar después de los 50:

  1. Caminar: Es un ejercicio muy conveniente porque es gratis, es de bajo impacto, se puede hacer en cualquier lugar y no requiere de gran preparación física. Además, hay muchas ideas que te pueden ayudar a convertirlo en un hábito, como tener un hijo, un nieto o una mascota y sacarlos a dar un paseo cada día.

  2. Nadar: Es considerado el ejercicio perfecto porque involucra a casi todos los grupos musculares, combina fuerza con cardio y no tiene impacto.

  3. Bailar: No solamente es un ejercicio cardiovascular muy completo, sino que también ayuda a la concentración, a la coordinación y a mejorar la salud mental.

  4. Sentadillas: Puedes hacer las tradicionales o te puedes apoyar en una persona o pared para no perder el equilibrio.  Es importante que mantengas la espalda recta y las piernas en un ángulo de 90 grados respecto al suelo.

  5. Ponerse de pie: Es muy sencillo y tiene beneficios maravillosos en el cuerpo. Consiste solamente en repetir varias veces el ejercicio de pararse de la cama o de la silla antes de hacer cualquier otra actividad.

  6. Peso muerto: Para esto solo tienes que poner en el suelo cualquier cosa pesada y agacharte con una sentadilla a recogerlo. Es importante que aprendas a hacer fuerza con las piernas y con los brazos, no con la espalda, para que evites una lesión.

La vitalidad está en tu mente no en los años que tengas

La vida después de los 50 promete ser una década llena de momentos felices. Además, recuerda que la edad no determina la salud ni la vitalidad, porque esas son dos cosas que se trabajan desde los hábitos saludables y desde la actitud que se tenga para hacerle frente al mundo.

Si quieres aprender más sobre este tema puedes leer el artículo ¿Sabes qué es la edad biológica? Te sacamos de dudas.

Tu bienestar nos inspira. ¡Te ayudamos a enfrentar los cambios en tu vida con seguridad y confianza! Recuerda seguirnos en Facebook.

Dirigido a:

HOMBRES

Comentarios

Whatsapp